Horizontum - Finanzas y Cultura
Johannes Vermeer y la cámara oscura Johannes Vermeer y la cámara oscura
Los cuadros de Johannes Vermeer no pueden ser vistos rápidamente, son pinturas en las que te detienes, sin poderlo evitar y sin darte cuenta,... Johannes Vermeer y la cámara oscura

Los cuadros de Johannes Vermeer no pueden ser vistos rápidamente, son pinturas en las que te detienes, sin poderlo evitar y sin darte cuenta, para observar detalladamente que en realidad su obra es sólo una escena cotidiana. De ahí surge la pregunta: ¿qué hace a Johannes Vermeer tan fascinante, entonces?

Lo más interesante es que este artista inigualable se ‘sostiene’ sólo por sus obras, pues de su historia no se sabe nada más que pequeños datos que quedaron en algunos registros: su fecha de bautismo —que fue el 31 de octubre de 1632—, lo cual nos hace pensar que nació poco antes; que se convirtió al catolicismo para casarse con una mujer adinerada de nombre Catharina Bolnes y que falleció a la edad de 43 años —el 15 de diciembre de 1675—. Estos y algunos pocos datos más nos dejan saber al menos que sí existió.

No se sabe quién fue su maestro y al parecer no fue uno de los tantos artistas que visitó Italia para aprender de los grandes. Aun así, su obra es de un exquisito detalle que impresiona a cualquier pintor aun después de siglos en el campo de la plástica.

Johannes Vermeer -Woman with a Pearl Necklace
Woman with a Pearl Necklace

En las obras de Johannes Vermeer se pueden observar momentos suspendidos en el tiempo donde el espectador no es tomado en cuenta. Por ejemplo, al observar Woman with a Pearl Necklace (1662-1665) y el instante en el que se está amarrando el collar de perlas a la vez que mira por la ventana con los pensamientos lejanos, quien funge como espectador sólo está frente a esa mujer sin que ella sepa o le interese saber que estamos ahí.

La manera tan viva con la que Vermeer muestra a sus personajes, con esa extraordinaria luz perfecta y hasta cierto punto soñadora pero real y con efectos especiales de una técnica impecable, ha llevado a los expertos en arte a especular el uso de la cámara oscura. Ésta consiste en una caja de madera con un lente de un lado por la cual se captan las figuras con luz y son proyectadas dentro a la inversa. Dicha cámara se utilizaba básicamente para ‘calcar el dibujo’. Quienes eran buenos dibujantes y contaban con la destreza en el manejo de los colores podían alcanzar cierto renombre. Estos principios de la cámara oscura fueron desarrollados en su totalidad hasta el siglo XIX.

Johannes Vermeer -Woman Holding a Balance
Woman Holding a Balance

Ahora, ¿por qué se le atribuye a Johannes Vermeer el uso de la cámara oscura si era un objeto usado en la época? La respuesta se puede encontrar tomando como referencia a uno de sus cuadros:  Woman Holding a Balance (1662-65). Si se observa con detenimiento, el sol entra por la ventana y se refleja uniformemente por la misma; sin embargo, la vista lleva a fijarse en la mano que pesa la balanza —poéticamente representada— dando la sensación de que el sol realmente entra y enrojece ligeramente la mano que dentro del cuadro tiene vida porque muestra sangre corriendo por las venas; además, el sutil toque del meñique muestra que es un sol intenso. Ahora, recordemos que en esa época no había cámaras fotográficas que ayudaran a recrear algo así. Además, la luz del sol, al ser corta, no duradera o breve es muy difícil de pintar de prisa como lo hacían los impresionistas. Claro, ellos sólo daban la impresión de que contaban con luz todo el tiempo, dando como resultado una especie de fotografía de mediados del siglo XVII.

The Music Lesson
The Music Lesson (1664)

Por ello, la teoría del uso de la cámara oscura en el caso de Vermeer implica, además de talento, un buen manejo de los colores y una especial visión para lograr estos efectos. Otro ejemplo es el caso de The Music Lesson (1664), en el que mediante el manejo majestuoso de las perspectivas profundas cada objeto está posicionado con una precisión simétrica, permitiendo que el ojo del espectador recorra a los personajes ‘dando la vuelta’ hasta llegar al piso de rombos y de regreso.

The Love Letter (1667)
The Love Letter (1667)

Por otro lado, el escenario en donde se desenvuelven los personajes en The Love Letter (1667) muestran momentos privados donde se especula lo que está pasando.  La mujer recibe una carta con un rostro sorpresivo y la sirvienta sonríe en complicidad mientras el espectador sólo es partícipe de la situación de forma pasiva.

Lady with Two Gentlemen (1662)
Lady with Two Gentlemen (1662)

En Lady with Two Gentlemen (1662), lo que pareciera dos hombres con una mujer, ¿tratando de forzarla a beber más?, va más allá y muestra al ojo experto los dobleces de la tela roja y el acabado de la seda. Como en todas sus obras, las telas están increíblemente logradas.

Maidservent Pouring Milk (1660-61)
Maidservent Pouring Milk (1660-61)

En lo personal, mi cuadro favorito, más que la chica del arete de perla, es Maidservent Pouring Milk (1660-61), un momento simple de una mujer vertiendo leche recién ordeñada con el cálido sol sobre su piel, el pan de pueblo seguramente con su aroma y sabor como en ningún otro lugar y, probablemente, unos pájaros mañaneros cantando al amanecer.

Premium WordPress Themes Download
Download Premium WordPress Themes Free
Free Download WordPress Themes
Download Nulled WordPress Themes
udemy course download free
download huawei firmware
Download WordPress Themes Free
online free course
A. Naibí Domínguez

A. Naibí Domínguez

Músico egresado del Conservatorio Nacional de Música como concertista de percusiones. Pintora de nacimiento por el maestro Benjamín Domínguez con quien estudió y trabajó hasta sus últimos días; además estudió las técnicas antiguas de pintura con el maestro Luis Nishizawa. Cuenta con una licenciatura en Docencia del Arte. También formó parte de orquestas incluyendo la Sinfónica Nacional y como solista. A expuesto en museos como La Casa Redonda de Chihuahua y El Festival de Almas, en Valle de Bravo, entre otros.