Horizontum - Finanzas y Cultura
¿Eres más eficiente en el trabajo con una vida sexual activa? ¿Eres más eficiente en el trabajo con una vida sexual activa?
4.5
El día a día laboral es arduo. Como si no fuera suficiente el estrés por cumplir determinadas encomiendas, horarios, soportar al jefe y los... ¿Eres más eficiente en el trabajo con una vida sexual activa?

El día a día laboral es arduo. Como si no fuera suficiente el estrés por cumplir determinadas encomiendas, horarios, soportar al jefe y los compañeros de trabajo, existen otros factores externos y propios que determinan la eficacia de un trabajador.

Uno de estos es la actividad sexual, que en mayor o menor medida interviene en el autoestima y la repercusión laboral.

Con sus mitos, verdades y su ejercicio -ya sea positivo o negativo-, no pueden soslayarse sus efectos, pero ¿qué tan crucial es el sexo en el ámbito laboral?, ¿realmente a mayor intensidad, mayor productividad?

“No depende de eso. El sexo, no va a marcar el desempeño laboral. El mito es: ‘como no cogió bien (sic) por eso no trabajó bien’”. Es aquí donde intervienen las opiniones de algunos expertos, como la del psicólogo Bruno Torres

Las formas sociales actuales que se refieren al trabajo de un empleado cualquiera suelen ser cada vez más peyorativas y relacionadas con su ejercicio sexual, aunque se trate de un asunto íntimo que puede ventilarse.

Cada género tiene un forma distinta de ser valorada su actividad sexucal, aunque las mujeres son quienes llevan mayor carga y un sinnúmero de denuestos

¿Eres más eficiente en el trabajo con una vida sexual activa?

Según el punto de vista de Bruno, el resultado negativo de la práctica sí tiene un peso más evidente: “Lo que va a marcar es que vayas por la vida quejándote de todo y diciendo que todo está mal. Si cogiste bien o no, (sic) no va a depender si trabajas bien o no. Hay gente que lo puede hacer diario, de formas maravillosas, y no hacen un buen trabajo”.

Lo que es un hecho es la medida en que el sexo juega un papel distinto para cada uno de los géneros

“¿Qué representa para una mujer que un hombre no tenga relaciones sexuales con ella? Para la mujer es un ‘no le gusto, no le atraigo, quizás anda con otra’”, explica Torres.

“Para el hombre -prosigue- es más una situación de: ‘esta mujer me esta causando problemas, porque nunca quiere, siempre está metida en la casa y no me atiende’. Otros se preguntan ‘¿qué está pasando que no estoy siendo atractivo por las demás gente?’”

Egresado de la Universidad Intercontinental, UIC, de la Ciudad de México y con más de 20 años de experiencia profesional, Torres es especialista en psicología organizacional y de pareja. También forma parte de un grupo de profesionales médicos afines al empresarial humano.

¿Eres más eficiente en el trabajo con una vida sexual activa?

Bruno manifiesta que México carece de estudios serios que profundicen la parte emocional de los empleados y son las escuelas de psicología, no las instituciones gubernamentales, las que debieran indagar en este tema y sus recovecos.

“El sexo no es un factor, no es una variable predisponente; lo único es que la persona afectivamente necesita más atenciones, no por la satisfacción sexual, sino lo que representa tener una vida sexual activa”

“No puedes definir que una persona deja de hacer o no el trabajo, dependiendo de la vida íntima que tiene, sería tonto asegurarlo, como es tonto decir: ‘que las personas que no tienen una buena vida íntima trabajan más’.

Por otro lado, el papel que juegan otras áreas como la mercadotecnia, su influencia, el placer como oferta y la imagen del hombre como un animal desproporcionado y la mujer como un ser sometido, dicen mucho de la sociedad actual.

“La mercadotecnia nos ha hecho creer eso quizás, porque conviene vender placer y necesidades primarias. El hecho que lleves tu vida afectiva como te marca la mercadotecnia a tí, ya te puso en un problema. Ellos lo lograron, pero tú no estás cumpliendo con tu propia responsabilidad y ser dueño de tu decisión”

Es así como en esta era de sexo por doquier, el trabajo y su relación no queda en segundo plano, pero entre la sobrevaloración y la desmitificación, hay sólo un paso entre quienes deciden ir por un bando u otro.

Te puede Interesar:

Miriam Canales

Miriam Canales

Miriam Canales (Torreón, Coahuila 1984). Es periodista chilangunera, Licenciada en Ciencias de la Comunicación y con estudios en creación literaria. Desde 2007 ha tenido un paso itinerante entre dos capitales: Ciudad de México y Londres. Comenzó escribiendo para revistas y diarios locales y su pluma se ha plasmado desde entonces en medios como: Replicante, La Mosca en la pared, Cambio, Milenio Diario y Círculo Mix up, además del libro colectivo 100 Discos Esenciales del Rock Mexicano (2012). El rock, la lectura y los viajes son lo suyo. TWITTER: @miricaiba