Horizontum | FINANZAS Y CULTURA
Desaceleración en el crecimiento del Indicador Global de la Actividad Económica: HR Ratings Desaceleración en el crecimiento del Indicador Global de la Actividad Económica: HR Ratings
Con base en datos ajustados por estacionalidad, el Indicador Global de la Actividad Económica en el mes de abril cayó 0.57% con respecto a... Desaceleración en el crecimiento del Indicador Global de la Actividad Económica: HR Ratings

Con base en datos ajustados por estacionalidad, el Indicador Global de la Actividad Económica en el mes de abril cayó 0.57% con respecto a marzo, después de dos meses consecutivos de importantes avances de 0.65% en febrero (vs. enero) y de 0.23% en marzo. Lo anterior es el resultado de retrocesos en cada una de las tres divisiones de la economía, con movimientos negativos de 1.66% en la primaria (agropecuaria), 0.36% en la secundaria (industrial) y 0.52% en la terciaria (servicios), siendo esta última la más grande y recientemente la más fuerte.

Como puede observarse en el análisis de abajo más a detalle, los datos del IGAE sugieren una economía menos fuerte a los datos del PIB, especialmente al primer trimestre. De hecho, las diferencias entre las dos métricas de la actividad económica ahora se encuentran en un nivel históricamente alto. Por ejemplo, de acuerdo con datos del PIB, la economía se expandió a una tasa anualizada de 4.59% en el primer trimestre con respecto al 4T17. En contraste, el IGAE avanzó 2.73% anualizado. Es posible que el fuerte crecimiento del PIB en el primer trimestre explique la fuerte desaceleración para el resto del año, la cual está implícita en los resultados arrojados por la encuesta elaborada por el Banco de México reportada el 1 de junio sobre las expectativas de los especialistas en la economía.

En términos trimestrales el crecimiento anualizado frente al trimestre que terminó en abril fue, en base del IGAE, de 1.99%; menor que el avance de 2.73% en el 1T18 vs. el 4T17. El reporte indica que el sector industrial de nuevo está siguiendo un camino de muy bajo crecimiento, esto después de un fuerte repunte en el mes de enero. En términos ajustados, el sector industrial a abril experimentó un avance anualizado de 1.45% con respecto al trimestre inmediato anterior. Esto representa una fuerte desaceleración frente al crecimiento de 2.73% en el trimestre que terminó en marzo. El estancamiento del sector industrial se ve en su crecimiento de apenas 0.20% en el trimestre de abril relativo al mismo periodo de 2017, y en su caída de 0.35% en los UDM. Por su parte, el sector de servicios tuvo un fuerte desempeño en el trimestre de 2.72% anualizado, aún con la caída en el mes de abril. Lo anterior representa una leve desaceleración frente a la misma métrica de 2.90% para marzo relativo al 4T17.

En términos del largo plazo es importante notar que la economía ha estado en una fase de desaceleración desde 2015 cuando tuvo un fuerte avance de 3.15% (con base en el IGAE) contra el 2014. En 2016 el crecimiento fue de 2.62% y para 2017 el desempeño fue todavía menor, bajando a 2.02%. Los sismos de septiembre tuvieron un impacto especialmente negativo para una economía ya en una fase de desaceleración. Sin embargo, su desempeño en el cuarto trimestre fue positivo, con un avance aún más fuerte en el primer trimestre del año en curso.

La cuestión aquí es si el repunte al final de 2017 y durante el primer trimestre fue únicamente una reacción a la fuerte debilidad del 3T17 o un cambio de tendencia más sustentable después de dos años de desaceleración. El sorprendente avance de 4.59% a tasa anualizada del PIB en el 1T18 vs. el 4T17 podría ser interpretado como evidencia de una economía experimentando un repunte sustentable. Sin embargo, la evolución del IGAE sugiere una interpretación menos optimista, habiendo avanzado a un ritmo más lento de 2.73% en el 1T18 y a uno todavía más bajo de 1.99% en el trimestre a abril. Las diferencias entre los crecimientos mostrados por el PIB, por un lado, y el IGAE, por el otro, han sido especialmente grandes en los últimos trimestres, dificultando el análisis de la condición actual de la economía. La evolución comparativa entre el IGAE y el PIB se presenta en la Gráfica 1.

La Grafica 1 muestra la evolución trimestral del IGAE ajustado comparado con un índice del PIB ajustado, con base en datos reales también ajustados por estacionalidad1 . Los dos índices presentan una evolución similar; sin embargo, a partir de aproximadamente 2016 la diferencia entre los dos empieza a ampliarse, llegando a un nivel especialmente fuerte con el reporte del primer trimestre de 2018. La línea gris de la gráfica mide el porcentaje de diferencia entre los dos, y mientras más negativo es el valor más débil es el IGAE relativo a la métrica del PIB. La evolución del IGAE indica que la economía no tuvo en el primer trimestre el repunte reflejado en el PIB.

El fuerte crecimiento del PIB en el primer trimestre pone en duda las estimaciones del resto del año. Por ejemplo, la más reciente encuesta sobre las expectativas de los especialistas en economía del sector privado elaborada por el Banco de México con fecha del 1 de junio, indica un crecimiento del PIB de 2.25% para 2018. Sin embargo, ese supuesto implícitamente supone una importante y muy pesimista desaceleración de la economía entre el segundo y el cuarto trimestre, con tasas de crecimiento anualizadas de aproximadamente 1% cada trimestre.

En cuanto a la evolución del IGAE, en la Gráfica 2 mostramos su desempeño trimestral en términos de crecimientos anualizados relativo al trimestre inmediato anterior. La gráfica indica el fuerte repunte que tuvo la economía con en el cuarto trimestre frente al débil tercer trimestre. Esa aceleración se mantuvo hasta febrero, en donde se marca un avance anualizado de 4.54% con respecto al periodo que terminó en noviembre.

El IGAE muestra cómo la fuerte aceleración de la economía al cierre de 2017, continuando en los primeros dos meses del año, fue impulsada por el dinamismo repentino del sector industrial. Como hemos indicado en nuestros reportes sobre el desempeño de la actividad industrial3 , este repunte fue concentrado en el sector de la construcción (especialmente residencial) y en menor grado en el de petróleo y gas.

Sin embargo, los reportes de marzo y abril apuntan a una desaceleración en la tasa de crecimiento de la economía, la cual indica que el reporte del PIB al segundo trimestre mostraría una tasa de crecimiento mucho más modesta que el fuerte avance del primero. Esto sería de esperarse y sería consistente con la desaceleración implícita en el consenso de los especialistas arriba planteado. La cuestión es la duración de esta desaceleración y su profundidad en el segundo semestre del año. La importancia de la construcción residencial en el repunte de la actividad económica apoya la idea de que el crecimiento acelerado a febrero (de acuerdo con el IGAE) o a marzo (PIB) se debe a la reconstrucción provocada por los sismos.

La evolución del IGAE mostrada en la Gráfica 2 se presenta con otra perspectiva en la Gráfica 3 a continuación. La gráfica muestra la evolución con base en los promedios móviles trimestrales de los índices mismos. Quizás lo más destacable es la estagnación del sector industrial desde el inicio de 2016, el cual muestra un fuerte cambio de tendencia en diciembre. Sin embargo, las últimas dos mediciones muestran otra vez una falta de crecimiento casi total. Por su parte, el sector de servicios se sigue expandiendo, aunque quizás a tasas que estarían moderándose mes a mes.

Fundada en el 2007, HR Ratings es una agencia de calificación de crédito mexicana, líder en América Latina. Con más de diez años de experiencia, la empresa está comprometida con la transparencia, y ha diseñado una metodología rigurosa que se diferencia por su monitoreo constante y anticipatorio.  HR Ratings ha crecido considerablemente. Esto se refleja en las calificaciones asignadas a las emisiones de deuda, que suman ya un valor total de aproximadamente $56 mil millones de dólares. Estas calificaciones abarcan el análisis a entidades gubernamentales, empresas, instituciones financieras, compañías de seguros y proyectos de infraestructura en México. Hoy en día, HR Ratings califica a más de 1,400 instituciones y gobiernos de México y a nivel internacional, y atiende a más de 400 clientes.

Te puede Interesar:

Redacción Horizontum

Redacción Horizontum

Revista dedicada a las finanzas y cultura, comprometida en brindar información de calidad mediante artículos que abordan la realidad económica y financiera del país, así como los tópicos internacionales que nos impactan de manera directa.