Recomendaciones literarias: La inteligencia fracasada. Teoría y práctica de la estupidez Recomendaciones literarias: La inteligencia fracasada. Teoría y práctica de la estupidez
Título: La inteligencia fracasada. Teoría y práctica de la estupidez Autor: José Antonio Marina Editorial: Anagrama “Puesto que hay una teoría científica de la... Recomendaciones literarias: La inteligencia fracasada. Teoría y práctica de la estupidez

Título: La inteligencia fracasada. Teoría y práctica de la estupidez

Autor: José Antonio Marina

Editorial: Anagrama

Horizontum. Recomendaciones literarias: La inteligencia fracasada. Teoría y práctica de la estupidez“Puesto que hay una teoría científica de la inteligencia, debería haber otra igualmente científica de la estupidez. Creo incluso, que enseñarla como asignatura troncal en todos los niveles educativos produciría enormes beneficios sociales. El primero de ellos, vacunarnos contra la tontería, profilaxis de urgente necesidad.” Así comienza este libro de José Antonio Marina, que intenta responder a preguntas que todos nos hacemos. ¿Por qué nos equivocamos tanto? ¿por qué nos empeñamos en amargarnos tanto la existencia? ¿por qué las personas inteligentes hacen cosas tan estúpidas? ¿por qué tropezamos cien veces con la misma piedra?

El autor desaloja a la inteligencia de su trono platónico, donde se dedicaba a las puras tareas de la razón pura, a encajes de bolillos cartesianos, para sumergirla en la vida diaria, en los laberintos palpitantes del corazón, en la impura razón práctica. El gran objetivo de la inteligencia es la felicidad y, por ello todos sus fracasos tienen que ver con la desdicha.

Esta obra se hace por primera vez en una taxonomía de la inteligencia fracasada, una herborización de los mecanismos de la estupidez. Hay fracasos cognitivos y afectivos, lenguajes fracasados y fracasos de la voluntad, hay fracasos personales y políticos. El fanatismo, el desamor, la incomprensión de las parejas, las múltiples adicciones, la injusticia, la rutina, los pantanos del miedo y la sumisión, los heroísmos criminales, la ferocidad glorificada, son derrotas de la inteligencia.

“Me lleva a estudiar un tema tan complicado mi optimismo de pedagogo”, escribe Marina, y demuestra una vez más su vocación práctica. “No me gusta el fracaso, lo confieso. Pienso que la inteligencia puede triunfar y sería deseable que lo hiciera. Pues por mí que quede. La finalidad de este libro es ponernos a salvo de la estupidez y de esa manera ayudar a reducir la desdicha humana”.

La Redacción

La Redacción

Revista dedicada a las finanzas y cultura, comprometida en brindar información de calidad mediante artículos que abordan la realidad económica y financiera del país, así como los tópicos internacionales que nos impactan de manera directa.