Latinoamérica planta cara a Maduro Latinoamérica planta cara a Maduro
Tras conocerse los saldos que las movilizaciones opositoras dejaron en Venezuela –tres muertos, dos jóvenes estudiantes y un sargento, 62 heridos y 312 aprehendidos-,... Latinoamérica planta cara a Maduro

Tras conocerse los saldos que las movilizaciones opositoras dejaron en Venezuela –tres muertos, dos jóvenes estudiantes y un sargento, 62 heridos y 312 aprehendidos-, diferentes gobiernos latinoamericanos han plantado cara al régimen encabezado por Nicolás Maduro. Por medio de un comunicado conjunto, los cancilleres de ochos países, incluido México, han hecho patente su preocupación por la descomposición política del vecino país.

“Los Gobiernos de la Argentina –se lee en el documento respectivo-, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, México, Paraguay, Perú y Uruguay, condenamos enérgicamente la violencia que ha sido desencadenada en Venezuela y lamentamos asimismo que no se hayan atendido las exhortaciones de la comunidad internacional para que las manifestaciones anunciadas en ese país transcurrieran en un clima pacífico y sin violencias”.

Con ello, los países mencionados se sumaron a la postura manifestada por la Secretaría General de Naciones Unidas, a cargo de Antonio Guterres, que a través del vocero Stéphane Dujarric, manifestó su preocupación por los últimos acontecimientos en el país latinoamericano. Así lo dijo: “estamos preocupados por los últimos acontecimientos en Venezuela e instamos a que se hagan todos los esfuerzos para reducir las tensiones y evitar nuevos enfrentamientos”.

image

Dicha oficina pidió a todas las partes involucradas, “gestos concretos de todas las partes para reducir la polarización y crear las condiciones necesarias para enfrentar los desafíos del país en beneficio del pueblo venezolano”.

En tanto, los gobiernos latinoamericanos insistieron en que es “urgente que las autoridades venezolanas adopten medidas para asegurar los derechos fundamentales y preservar la paz social”.
“Resulta imperativo que la hermana República Bolivariana de Venezuela retome la senda de la institucionalidad democrática y que su Gobierno fije las fechas para el cumplimiento del cronograma electoral, libere los presos políticos y garantice la separación de poderes constitucionales”, concluye el documento.

Nueva jornada de protestas y represiones

El día de ayer la Mesa de Unidad Democrática, frente que reúne a las organizaciones opositoras al régimen de Nicolás Maduro , convocó a un nuevo ciclo protestas en todo el país. El saldo de las movilizaciones es de centenares de heridos y cerca de 500 detenidos.

image

Henrique Capriles, vocero de la MUD, dijo ‘no tener miedo’, pues “Venezuela es de todos los venezolanos y seguiremos luchando por ella”.

En tanto, la MUD convocó a una serie de manifestaciones para todo el fin de semana. Una de ellas es la “Gran Marcha del Silencio”, a verificarse el sábado en Caracas, en la que repudiarán “todas las agresiones que se han cometido”. Al respecto, organizadores de la movilización anunciaron que se trata de que “todos este sábado nos movilizaremos por toda Caracas hasta llegar a la sede de la CEV –Conferencia Episcopal de Venezuela- de Montalban, para pedir que reine la paz en Venezuela “.
Asimismo, anticiparon que el día lunes se llevaría a cabo, en todas las ciudades, un “Gran Plantón”, sin embargo, no dieron más detalles sobre esta acción.

“A la misma hora nos veremos nuevamente mañana, y en los mismo puntos, porque la lucha por la democracia no termina. No descansaremos hasta que en Venezuela se recupere el hilo constitucional”, afirmó Capriles respecto a las movilizaciones programadas.


Filiberto García

Filiberto García, nació en la Ciudad de los Palacios, otrora México-Tenochtitlán. Formó parte, brevemente, de los servicios de inteligencia mexicanos.. Su paso en los entretelones del espionaje lo consignó un novelista de los buenos. Luego, Filiberto, herido por la abulia y temprano aburrimiento -su trabajo de espía no duró más que una novela- se dedicó a estudiar periodismo. Se le quedó lo de "mi coronel", y a él le escribe, periódicamente, uno que otro análisis. A veces escribe en serio. Pero siempre lo hace en “Horizontum”. Pura sátira.