En busca de Amelia Earhart, 80 años después En busca de Amelia Earhart, 80 años después
Otro mito vuelve a las noticias: el paradero final de la legendaria aviadora Amelia Earhart. Despegó por última vez el 2 de julio... En busca de Amelia Earhart, 80 años después

Otro mito vuelve a las noticias: el paradero final de la legendaria aviadora Amelia Earhart.  Despegó por última vez el 2 de julio de 1937 y nunca más se supo de ella. Voló de este mundo, literalmente. El misterio de su destino resulta cada vez mayor, en la misma medida que han fracasado cada una de las expediciones en busca de sus restos. Ahora se intentará de nuevo.

El último despegue de Amelia Earhart se registró a las 12.30 de la tarde en el aeródromo de Lae, en Papúa Nueva Guinea. Iba a completar otra etapa más de su circunvalación al globo terráqueo. Pero en algún lugar del Pacífico, su Lockheed Electra bimotor desapareció.

Horizontum - En busca de Amelia Earhart, 80 años después

Muchos aseguran que se cayó al mar. No obstante, destacan otras versiones de su final. Se ha especulado que los japoneses la tomaron como prisionera. También se ha dicho que se inmoló con su avión, además de los que piensan que pudo alcanzar el atolón coralino de Nikumaroro, en las islas Kiribati. Ese lugar ha resultado el punto más coincidente de todas las teorías. Incluso, en este mismo lugar ahora vuelven a buscar pistas definitivas de su paradero.

“Es un proceso lento y con muchos puntos muertos, pero avanzamos”, afirmó  Richard Gillespie, director de la nueva misión en busca de Amelia, organizada por por National Geographic, una compañía de viajes y el Grupo Internacional para la Recuperación de Aviones Históricos. Esta nueva misión basa su apuesta en los objetos de los años 30 que en otras visitas (la última fue en 2012) han sido recuperados en la isla Kiribati.

Horizontum - En busca de Amelia Earhart, 80 años después

Allí se ha encontrado un frasco de crema para las pecas, una navaja similar a la usada por Earhart, un zapato de hombre y otro de mujer, un panel de aluminio y un trozo de plexiglás, similar al de una ventana del avión.  Todas las suposiciones creadas, tras estos hallazgos se pretenden aclarar con la ayuda de cuatro perros especializados en rastrear restos humanos. Marcy, Piper, Kayle y Berkeley fueron idea de National Geographic. Si se encuentran huesos les serán analizados su ADN, asegura Gillespie.

De Amelia se sabe que fue  asistente social. Gracias a su inconmensurable fuerza de voluntad y sangre fría se abrió paso en el mundo de la aviación, dominado por hombres. Nunca fue realmente buena aviadora. Se ha reconocido que tenía lagunas en el manejo técnico de los aparatos y dificultades para adaptarse a las innovaciones tecnológicas. No obstante, se hizo su lugar en la historia.

La pasión por ser aviadora surgió a finales de 1920, en Long Beach. Le bastaron 10 minutos en un vuelo turístico para trazar su destino en los aires. Fue la primera mujer en cruzar el Atlántico, en hacerlo en solitario y en volar el Pacífico (de Honolulú a California). Tenía 39 años cuando decidió darle la vuelta al planeta piloteando un Lockheed Electra bimotor.   Despegó el 1 de junio de 1937 en Miami. Desde allí enfiló a Sudamérica y luego al este, por etapas, hacia África, India, Tailandia… La acompañaba el experimentado navegante Fred Noonan. Tras haber recorrido 36 mil kilómetros, algo más del 75% de su trayecto, llegó al aeródromo papuense de Lae. El siguiente destino era la Isla Howland, entre Australia y Hawái. Un salto de cuatro mil kilómetros.

Horizontum - En busca de Amelia Earhart, 80 años después

Salió a volar a media mañana del 2 de julio. El cielo nublado y su avión no estaba en las mejores condiciones, además del escaso combustible. Durante el vuelo, Earhart comunicó con un guardacostas estadounidense. Informó de que tenía mala visibilidad y poca gasolina. El 3 de julio, a las 8.45 de la mañana emitió su último mensaje. “Estamos volando en la línea norte-sur”. Nada más se supo, aunque se convirtió en uno de los mayores mitos de la aviación, y su búsqueda no ha cesado aún.


La Redacción

La Redacción

Revista dedicada a las finanzas y cultura, comprometida en brindar información de calidad mediante artículos que abordan la realidad económica y financiera del país, así como los tópicos internacionales que nos impactan de manera directa.