El despertar de la imaginación: obra de Darío Salzman El despertar de la imaginación: obra de Darío Salzman
Básicamente yo me veo así: como un universo hacia dentro, un universo donde existe todo lo que me compone en cuanto a mis ideas... El despertar de la imaginación: obra de Darío Salzman

“Básicamente yo me veo así: como un universo hacia dentro, un universo donde existe todo lo que me compone en cuanto a mis ideas mis sueños, mis miedos, mis emociones, mis sentimientos… Todo eso ronda como una nebulosa en mi mente”, explica Darío Salzman: artista plástico mexicano, quien recientemente fue invitado a pertenecer al Arts & Letters Council del Museo Mexicano en San Francisco, California.

Observar las pinturas del creativo artista, es aceptar una invitación a adentrarse en apasionantes pinceladas hiper realistas, que logran conectarte con sensaciones que quizá desconocías o habías olvidado en alguno de tus más fantásticos sueños.

El inicio

Fotografía por Armando González Juárez

Fotografía por Armando González Juárez

Darío Salzman comenzó su formación artística experimentando con materiales, aprendiendo técnicas tradicionales y dibujando: “Entré a la escuela de iniciación artística del INBA. Y después de eso estudié la Licenciatura de Diseño”, cuenta Salzman, quien también estudió modelismo, joyería e ilustración, siendo ésta última una área en la que se destacó: “A partir de que estudio la carrera de diseño, tomo proyectos que tienen que ver con dibujo y me empiezo a enfocar en la ilustración; a la par voy pintando también”, cuenta el artista.

Como ilustrador, el trabajo de Darío Salzman ha sido reconocido por CONACULTA y la CONAFE; ha sido exhibido en el Museo de Historia Natural y el Museo Interactivo de Economía; y publicado por importantes revistas, como Expansión, Quo, Rolling Stone de México y España, entre otras; también realizó ilustraciones para el periódico Reforma.

Darío considera que meterse de lleno a la pintura no ha sido algo espontáneo, más bien ha sido una transición.

Un estilo onírico

Recientemente sus obras fueron parte de una exposición colectiva exhibida en la Galería Alquimia, ubicada en la colonia Verónica Anzúrez, en la Ciudad de México. Salzman expuso tres extraordinarias obras: “Los ángeles exiliados”, “Unicornio perdido” y “Ocaso”.

Darío Salzman desarrolla obras que despiertan a la imaginación con un realismo fantástico: “Me gusta crear en mis obras ciertas atmósferas como ensueños. Que si bien parto de modelos reales y mis obras tienen acabados muy realistas, me gusta que la atmósfera y la ambientación también tengan un cierto toque onírico”, dice el artista, quien principalmente utiliza el óleo y el acrílico para crear sus obras.

Fotografía por Armando González Juárez

Fotografía por Armando González Juárez

“Todo lo que he vivido desde mi infancia hasta la vida actual, todo lo que veo en el cine, lo que platico con otras personas, lo que veo en museos, todo eso me influye y me va encaminando”, dice Darío respecto a su esencia como artista, la cual se inspira del  trabajo de grandes creativos del arte, como los fotógrafos Jan Saudek y Joel-Peter Witkin; y de pintores como Caravaggio, Saturnino Herrán, Gustav Klimt, y el muralista mexicano González Camarena.

Un artista mexicano con grandes planes

“Es una lucha constante la de la creación y la labor artística”, explica Darío Salzman quien dice tener entre sus planes expandir su obra por el mundo.

Darío participará a finales de septiembre en la exposición “Quimeras de la Ciudad” en Casa Talavera;  y en la exposición “Cosmos” en Fundación Sebastián, a principios del mes de noviembre.

Fotografía por Armando González Juárez

Fotografía por Armando González Juárez

Las pinturas de Darío Salzman no sólo transmiten emociones, también forman parte de una historia que intriga, conmueve y emociona: “Yo veo mis pinturas como pasos o como eslabones que pertenecen a un hilo; es mi historia, parte de mi historia”, concluye el artista.

Edna Garagui

Edna Garagui