Confirmado, se espían entre ellos: Citizen Lab documenta malware Pegasus tras políticos de oposición Confirmado, se espían entre ellos: Citizen Lab documenta malware Pegasus tras políticos de oposición
No sólo se ha intentado espiar a periodistas y a activistas, también políticos de la oposición fueron expuestos al malware Pegasus Confirmado, se espían entre ellos: Citizen Lab documenta malware Pegasus tras políticos de oposición

No sólo se ha intentado espiar a periodistas y a activistas, también políticos de la oposición fueron expuestos al malware Pegasus, el programa para robar información y observar los movimientos mediante los personales dispositivos digitales, según Citizen Lab, organización canadiense que ha documentado los intentos de la ilegal vigilancia, denunciados por medios internacionales y locales.

Pero ahora le tocó el turno al presidente del Partido Acción Nacional (PAN), Ricardo Anaya; al expresidente del Senado, Roberto Gil, y al portavoz del partido de derechas, Fernando Rodríguez Doval.

En el teléfono de Roberto Gil se recibieron tres mensajes de texto, entre el 15 y el 17 de junio de 2016, que decían: “Oye Roberto, ya viste lo que los del PRD dicen de todos nosotros solo por ganar credibilidad, mira te adjunto”, acompañado de un enlace para pinchar. Gil, que en ese entonces era presidente del Senado, recibió anzuelos como los que ha documentado Citizen Lab, que hacían referencia a supuestas notas publicadas en el semanario de investigación Proceso y a supuestos amigos que invitaban a un sepelio tras la muerte de un familiar.

Ricardo Anaya también recibió un mensaje casi idéntico en su celular el 15 de junio de 2016. Unos días antes, su partido se había impuesto en siete de las 12 elecciones en juego para esa fecha. “Buen día, presidente Anaya. Le comparto la nota que publica hoy Proceso sobre usted y que está viralizándose”, leyó en su teléfono.

Horizontum. Confirmado, se espían entre ellos: Citizen Lab documenta malware Pegasus tras políticos de oposición

Anaya ofreció una conferencia de prensa el miércoles de la semana pasada para denunciar el intento de espionaje sobre su persona, pero éste no fue validado hasta ahora por Citizen Lab. Rodríguez Doval también registró un mensaje similar el 14 de junio, un día antes de que arribaran los textos a los aparatos de Gil y Anaya.

Los investigadores sobre ciberseguridad de la Universidad de Toronto han rastreado los enlaces que acompañaban a estos textos, smsmensaje[.]mx, a un servidor en poder de NSO Group, una firma israelí que supuestamente sólo vende el malware Pegasus a gobiernos. Un aparato infectado por este programa permitía a los espías al acceso remoto a mensajes, historial de llamadas, redes sociales, fotografías, captura de pantallas y uso de las cámaras.

Noticiarios de Televisa y Milenio sacaron a la luz, la noche de este miércoles, los contratos del gobierno con NSO Group. Se refleja que la Procuraduría General de la República adquirió el Pegasus en 2014, cuando la fiscalía fue dirigida por Jesús Murillo Karam, el procurador al frente de las investigaciones sobre la desaparición de los 43 normalistas en Iguala, Guerrero.

Horizontum. Confirmado, se espían entre ellos: Citizen Lab documenta malware Pegasus tras políticos de oposición

La fecha del contrato es del 29 de octubre de 2014, firmado por el entonces responsable de la Agencia de Investigación Criminal, Tomás Zerón. El malware fue vendido por la empresa mexicana Tech Bull, especializada en comerciar programas de este tipo al gobierno.

Según Citizen Lab y The New York Times el programa Pegasus también está en la Secretaría de la Defensa y el Centro de Inteligencia y Seguridad Nacional (Cisen), dependencia de la Secretaría de Gobernación. El presidente Peña Nieto ha admitido ya que tienen este tipo de herramientas, pero sin dar más detalles. Pero ha negado categóricamente que su administración esté detrás de los intentos de espionaje.

La Redacción

La Redacción

Revista dedicada a las finanzas y cultura, comprometida en brindar información de calidad mediante artículos que abordan la realidad económica y financiera del país, así como los tópicos internacionales que nos impactan de manera directa.